¿Por qué me podría hacer Hacienda una inspección?

 

Siempre que tenemos una notificación de Hacienda pensamos en una inspección o una sanción, pero es importante saber que no siempre una inspección deriva en sanción, a pesar de que Hacienda haya incrementado en los últimos meses la lucha contra el fraude fiscal.  Cada vez son más las inspecciones que se realizan de forma aleatoria.

 

Motivos por los que Hacienda puede abrir una inspección tributaria o requerimiento

 

Es normal inquietarse ante una inspección o requerimiento, y es normal que por cualquier mínimo error se pueda recibir una sanción. Sin embargo, si proporcionas toda la documentación en el plazo establecido y lo has tenido todo controlado y organizado correctamente, debe transcurrir sin problemas.

  • Solicitud de alta en el ROI. Cada vez más, al darse de alta en el ROI, se emite casi de forma automática un requerimiento de información, al cual se debe contestar aportando facturas intracomunitarias para que Hacienda pueda comprobar que estas operaciones son reales. Así mismo, realizar operaciones con otros países de la UE y declararlas en el modelo 349 sin estar dado de alta en el ROI, es motivo de comprobación y posiblemente de sanción.
  • Traspasos entre cuentas propias o ingresos que no concuerdan con lo presentado. Los traspasos de capital entre cuentas suelen llamar la atención, sin embargo, si tienen justificación no debe haber problema. Igualmente si se observan ingresos injustificados y que no concuerdan con los modelos, puede llamar la atención.
  • Pérdidas continuadas en el tiempo. El ser autónomo o S.L. tiene la finalidad de realizar una actividad, y si tienes pérdidas muy continuadas, puede que Hacienda considere que lo debe investigar.
  • Descuadres entre modelos presentados. Si tus resúmenes anuales no cuadran con la información proporcionada cada trimestre, puede saltar la alarma en Hacienda y deberás justificarlo. Es muy importante tener en cuenta los modelos informativos ya que con ellos la Agencia Tributaria cruza multitud de datos entre contribuyentes.
  • Investigación a un cliente o proveedor. Es el llamado «efecto dominó», si alguno de tus clientes o proveedores es inspeccionado puede que revisen aleatoriamente las facturas que aparezcan para realizar comprobaciones.
  • Epígrafe y régimen de IVA correcto. Es posible que Hacienda inicie una comprobación si estima que el epígrafe en el que estés dado de alta no cuadra con las operaciones que realizas en la práctica, lo mismo ocurre con el régimen de IVA aplicable, pues debes cumplir los requisitos para estar en un régimen u otro.
  • Campañas concretas. En ocasiones y en distintos municipios, Hacienda decide llevar a cabo campañas de investigación a distintos sectores, como por ejemplo, a los bares, o bien por acciones concretas, como las exportaciones.

 

Fases de una inspección

 

  • Aviso o notificación: te la pueden enviar a tu domicilio o de forma telemática. Recuerda que en cuando la recibes, comienza a correr el plazo para contestar. Es muy importante anotar el día y calcular dicho plazo. Así mismo lee muy bien la notificación para comprender por qué te requieren y que documentación te solicitan para ir preparando toda la información de la mejor manera posible.
  • Solicita de manera inmediata la ayuda de profesionales que te ayuden a preparar la documentación, a cumplir con todos los plazos y formalidades y se asegure que Hacienda no comete ninguna irregularidad en el expediente.
  • Citación en persona o mediante requerimiento de documentación. Si debes acudir en persona, lleva todo lo necesario y prepara el lugar y la hora correctos. Si se trata de un requerimiento de documentación prepárala lo más ordenada posible (por fecha normalmente) y entrega todo en plazo.
  • Comparece y responde a todas las fases de la inspección en plazo y forma, es muy importante aportar la documentación que te van solicitando durante el procedimiento.
  • Una vez que Hacienda tiene claro el resultado de la inspección, te hará una propuesta de liquidación, que puede derivar en la firma de unas Actas con acuerdo, Actas de conformidad o sin conformidad dependiendo de lo cual se dará tramite para alegaciones o no.
  • Finalización de la inspección, en caso de que no estés de acuerdo con el resultado, existe la posibilidad de recurrir en el plazo establecido.

 

Cómo salir sin problemas de una inspección o comprobación

 

  1. Entender bien qué solicitan y qué debemos aportar.
  2. Apóyate en profesionales: un asesor fiscal siempre va a saber solicitar, por ejemplo, que no se te aplique una sanción, o detectar posibles errores a regularizar en una inspección, por lo que siempre es mejor prevenir, y realizar la inversión con anterioridad.
  3. Orden y contabilidad: es necesario realizar la presentación de la documentación tal y como nos indican, por ejemplo, por orden de fecha, y tener una contabilidad correctamente realizada y comprobar que cuadre con los modelos presentados. Es de vital importancia tener todas las facturas en formato PDF y con todos los requisitos necesarios.
  4. Plazos, es muy importante tanto cumplir con los plazos como asegurarte de que la Administración también lo hace.
  5. Actitud colaborativa.

 

¿Tienes una inspección y tienes dudas sobre cómo puedes afrontarla? ¿Quieres empezar a controlar tu facturación y contabilidad de forma legal para evitar problemas? ¡En Gesyou estamos para ayudarte! Contacta con nosotros en hola@gesyou.es o llamando al 900 92 93 95.



Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda? Consúltanos!
Hola!👋 ¿Quieres más información sobre nuestros servicios?